Thursday, May 21, 2009

Oración de San Francisco de Asís



En nuestra sociedad y probablemente casi en todas las sociedades se nos ha enseñado que el individuo es más importante que el grupo social. Todo lo que hacemos es para satisfacernos a nosotros mismos aun cuando se daña a la sociedad.

Tengo amigas que se han divorciado porque ellas fueron infieles y después de serlo no quisieron trabajar duro tratando de salvar su matrimonio. Son amigas cristianas que creyeron que el camino más fácil era el mejor. No las estoy juzgando ese no es mi trabajo ni mi responsabilidad, es la de Dios. Aun en la iglesia no es fácil pensar que hay que hacer sacrificios para tener una mejor sociedad y vivir en Cristo siguiendo las enseñanzas de la Biblia.

Al leer la oración de San Francisco de Asís veo a un hombre que le entrego su vida a Dios y puso el pueblo del Señor sobre sus intereses. Esto no es fácil pero por lo menos la oración nos hace reflexionar en nuestras acciones.

La oración también me hace pensar en las razones para no juzgar.

Señor, hazme un instrumento de tu paz.
Donde haya odio, siembre yo amor;
donde haya injuria, perdón;
donde haya duda, fe;
donde haya tristeza, alegría;
donde haya desaliento, esperanza;
donde haya sombras, luz.

¡Oh, Divino Maestro!
Que no busque ser consolado sino consolar;
que no busque ser amado sino amar;
que no busque ser comprendido sino comprender;
porque dando es como recibimos;
perdonando es como Tú nos perdonas;
y muriendo en Ti, es como nacemos a la vida eterna.




-

No comments: